“En un entorno complejo, hemos obtenido muy buenos resultados y una rentabilidad de doble dígito, al tiempo que hemos logrado importantes avances en nuestro proceso de transformación”, señaló Carlos Torres Vila, presidente de BBVA.

En 2018, el Grupo BBVA ganó 5,324 millones de euros, un 51.3% más que en el ejercicio anterior. La recurrencia en los ingresos, el control de los gastos y la plusvalía por la venta de BBVA Chile (633 millones de euros) impulsaron estos resultados. El modelo diversificado y la estrategia de transformación son la base de esta buena evolución y de la mejora de la eficiencia.

El ROE aumentó significativamente para alcanzar un 11.6%, sin considerar la plusvalía de Chile. La tasa de mora descendió al 3.9% al 31 de diciembre de 2018, con una reducción de 19 puntos básicos con respecto a la registrada de septiembre, y de 61 puntos básicos durante el año. BBVA mantiene una sólida posición de capital, por encima de los requerimientos regulatorios.

Áreas de Negocio

15_112

El resultado atribuido en España en 2018, ascendió a 1,445 millones de euros, un 63.4% más que en el año anterior.

En el área de Actividad Bancaria en España, la inversión crediticia se mantuvo en línea con el cierre de 2017 (-0.7%). Tuvo muy buena evolución la financiación al consumo y tarjetas de crédito (+21.9%) y pequeñas empresas y autónomos (+6.5%). Entretanto, la cartera hipotecaria se redujo en menor medida que en el año anterior (-3.6%) y también experimentó una caída el segmento de sector público. Los recursos de clientes crecieron un 2.9% en el ejercicio, impulsados por los depósitos a la vista.

En Estados Unidos hubo un crecimiento de la inversión y se alcanzó una rentabilidad de doble dígito, alcanzando un crecimiento de 56.9% interanual en términos constantes. Este crecimiento vino impulsado por el favorable desempeño del margen de intereses (12.1%), los menores saneamientos y provisiones, y un importe más reducido del gasto por impuestos. La tasa de mora se ubicó en el 1.3% y la cobertura en 85%.

En Turquía, se mostró un crecimiento de los gastos por debajo de la inflación y un margen de intereses favorecido por la contribución de los bonos ligados a la inflación. En un año muy complejo, Garanti ha sido capaz de generar un margen neto capaz de absorber el incremento de provisiones derivado del deterioro del entorno macro. El resultado atribuido alcanzó 569 millones de euros en el ejercicio, lo que supone un descenso interanual del 4.5%. La tasa de mora se situó en el 5.3% vs 3.9% de un año antes. La cobertura pasó de 85% a 81%.

México cerró el año 2018 con una muy buena tendencia en gastos y eficiencia, además de buenos indicadores de calidad crediticia; la tasa de mora mostró una reducción con respecto al cierre del año anterior, para ubicarse en 2.1% vs 2.3%. El resultado atribuido del área ascendió a 2,384 millones de euros, creciendo 16.1% interanual en términos constantes. México ha mostrado también un sólido crecimiento de la actividad y del margen de intereses, que creció 8.2%. La cobertura alcanzó 154%.

En América del Sur, cabe destacar la venta de BBVA Chile, completada en julio de 2018. Esta región generó un resultado atribuido de 591 millones de euros en 2018, lo que supone una variación interanual de -16.5%. Esta evolución del resultado atribuido está afectada por el impacto de la hiperinflación en Argentina (-266 millones de euros) y por el cambio de perímetro derivado de la venta de BBVA Chile. La tasa de mora se situó en el 4.3% y la de cobertura, en el 97%.

Transformación

16_112

Al cierre de año, se superó el objetivo planteado en clientes digitales. Se ha logrado que un porcentaje de 51% del total de los clientes de BBVA hagan uso de canales digitales para relacionarse con el banco. Los clientes móviles han alcanzado el 43% del total y, en 2019, el objetivo es que superen estos últimos también el umbral del 50%. Por otra parte, las unidades vendidas por canales digitales representan el 41% del total, frente a tan solo un 16% hace dos años.